Dos peluqueras con Covid-19 demuestran en la práctica la protección de la mascarilla: no contagiaron a ningún cliente | El Mundo

Un salón de peluquería en Springfield (Missouri) se ha convertido en el centro de una de las investigaciones que puede tener mayores repercusiones prácticas sobre el contagio del coronavirus. Hasta el Centro de Control y Prevención de Enfermedades de EEUU (CDC, por sus siglas en inglés), el organismo de referencia sobre Salud Pública en el país, ha recogido, sin citar el nombre, lo sucedido en uno de los establecimientos de la cadena ‘Great Clips’.

Todo comenzó el 12 de mayo, cuando la ‘estilista A’, según la denomina el estudio publicado por el CDC, empezó a desarollar síntomas respiratorios compatibles con el coronavirus. Continuó trabajando ocho días más, hasta que dio positivo en una prueba PCR y tuvo que dejar temporalmente su trabajo. Una segunda compañera con la que mantenía contacto en ese salón, ‘la estilista B‘, desarrolló parecidos síntomas tres diás después, el 15 de mayo. Pero, del mismo modo, continuó prestando sus servicios durante cinco días más. Y al igual que su compañera, al confirmarse que había dado positivo dejó de atender a los clientes.

Entre ambas, cortaron el pelo a 139 clientes desde que empezaron a sentir los primeros síntomas de la Covid-19 hasta que la confirmación del contagio las forzó a coger la baja.

Noticia completa: Dos peluqueras con Covid-19 demuestran en la práctica la protección de la mascarilla: no contagiaron a ningún cliente | El Mundo

Comparte las buenas noticias